Donostia / San Sebastián

Hotel María Cristina

Su diseño, obra del arquitecto Charles Mewes (encargado también de diseñar el hotel Ritz en Madrid y en París) y su ubicación, junto al río Urumea y con vistas al mar, convirtieron a este hotel en el favorito de la aristocracia de la Belle Epoque.

El edificio tenía originalmente una planta en L. En los años cincuenta del siglo XX se añadió un ala al edificio, confiriéndole la planta en U que aún conserva.

Tras la Guerra Civil y la posguerra, el Hotel recuperaró su esplendor con la creación del Festival Internacional de Cine de San Sebastián, cuyas estrellas se alojan desde entonces y cada año en el Hotel.

De hecho, la proximidad del Hotel al Teatro Victoria Eugenia posibilitaba el paso de las estrellas de uno a otro por una alfombra roja que se convertiría en uno de los elementos distintivos del Festival a nivel internacional.

En 2012 el hotel fue completamente renovado en su interior, manteniendo su emblemática fachada.